PENSAR EN LAS VACACIONES…

No es la cantidad de tiempo que pasas en un lugar lo que lo hace memorable; es la forma en la que pasas el tiempo”.-David Brenner.

Efectivamente amigos, la forma en la que pasamos nuestro tiempo libre en vital. No sólo por lo que hacemos durante ese tiempo, si no porque, no suele ser mucho, así pues, ojo con las elecciones.

Qué dónde voy?, cuándo?, por qué elegir un destino u otro?, en qué época?, qué alojamiento elijo?…son muchas las preguntas, y complicado decidir, ya que la oferta es infinita y apabullante.

Para mi, la respuesta se basa en una sola pregunta: EN QUÉ MOMENTO DE TU VIDA TE ENCUENTRAS ?. Eso es lo que tienes que averiguar, y te llevará directamente a saber qué vacaciones organizar y disfrutar.

No es lo mismo viajar a los 20, a los 30, a los 40 o a los 50…no tiene nada que ver!. Pero, incluso teniendo en cuenta este dato, que es importante, aún así, la pregunta sigue siendo: CÓMO ME SIENTO? EN QUÉ MOMENTO VITAL ME ENCUENTRO?…

Voy a sugerir un lugar, que ya sabéis que adoro, Puglia, y un alojamiento que me caló hondo. Me enamoró. Me hace feliz cada vez que voy y paso tiempo allí.

Quédate con el nombre: DIMORA STORICA BORGOTERRA, que sería algo así como “residencia histórica”, o “casa señorial histórica”, o “residencia de época”.

De momento, te dejo algunas fotos, para que vayas abriendo boca…empieza a enamorarte. Puede que sea la mejor elección para tus vacaciones de éste 2019.

Un abrazo.

Una de las habitaciones. Son todas diferentes y a cuál mas bonita…imposible no tener sueños maravillosos…

P.D: si tienes un tiempo, te invito a que visites su web…te encantará!.

http://www.borgoterra.com/

Aún existen!…

“Las luciérnagas volaron en libertad en dirección al cielo. Me quedé mirándolas hasta que no pude diferenciarlas de las estrellas”. “El brillo de las luciérnagas”, Paul Pen.

Cuando era pequeña, recuerdo perfectamente que me fascinaban. Íbamos a la casa de mis tíos, que vivían en el campo, en una hermosa y cálida casa, en donde pasé gran parte de mi infancia, y algunos de los mejores momentos de mi vida. En mitad del campo, rodeados de verde, suaves valles y grandes arboledas y junto a un pequeño arroyo, mis tíos, que en aquella época eran muy jóvenes, quisieron alejarse del ruido y de la contaminación, para vivir una vida tranquila, sana y natural, junto a mis tres primos, tres hijos varones, que han sido, (y siguen siendo) el motivo de sus vidas.

Recuerdo, como decía, aquellas cálidas y suaves tardes de verano, cuando empezaba a dormirse el sol, y todos salíamos fuera, al patio, en donde empezábamos a merendar los frutos de los árboles que mis tíos habían plantado y cuidado con tanto esmero, y que ellos agradecían ofreciéndonos sus regalos deliciosos y maduros: ciruelas, higos, manzanas, melocotones, albaricoques…todo estaba riquísimo!. Y era en ese momento, que empezaba a oscurecer, cuando, de repente, empezaban a rodearnos las luciérnagas. Muchas, preciosas, nos bailaban alrededor, sin miedo a posarse en nuestras manos. Y nosotros, lo recuerdo con una nitidez asombrosa, corríamos entre ellas como si estuviéramos en el cielo, rodeados de estrellas. Era pura felicidad.

Ahora, cuando ya prácticamente no quedan, casi en ninguna parte del mundo, resulta que hay un lugar, escondido, al que se puede llegar de la manos de alguien que conozca cómo, que me ha trasladado, en un solo segundo, a ese momento de mi vida. Me he vuelto a sentir como cuando era niña. He vuelto a caminar, en silencio, entre los grandes y frondosos árboles, y han aparecido. Con su suave vuelo, sus pequeñas lucecitas, y bailándonos alrededor. Ha sido increíble. Ha sido mágico. Ha sido felicidad…

Puglia tiene esas cosas. Esas sorpresas. Esas maravillas, escondidas, y reservadas para unos pocos. Lamento no poder deciros más, pero, si queréis, siempre podéis venir y acompañarnos. Junio es un mes perfecto, las luciérnagas están en plena época de reproducción, que es cuando se”encienden” y bailan. Lógico !.

Os invito a vivir una tarde maravillosa. Luego nos iremos, con esa sensación, a degustar una rica cena. Alguien da más?

Puglia siempre es una buena elección.